El Tribunal Europeo condena espionaje de correos electrónicos por parte de los empleadores

Sede del CEDH en EstrasburgoAFP PHOTO / PATRICK HERTZOG

 

Por RFIPublicado el 05-09-2017 Modificado el 05-09-2017 en 18:24

El Tribunal Europeo de Derechos Humanos de Estrasburgo se pronunció este martes en apelación a favor de un rumano despedido por haber escrito mails personales desde la mensajería de su empresa, motivo por el que fue despedido en 2007. La instancia suprema estima que las autoridades locales no protegieron correctamente sus derechosy que los empleadores deben prevenir a sus empleados.

El tribunal europeo se había pronunciado en contra del demandante en un primer fallo en enero 2016, pero el empleado pidió que su caso fuera reexaminado. Bogdan Mihai Barbulescu denunciaba que su jefe había espiado sus comunicaciones, violando su derecho al respeto de la vida privada y de su correspondencia, amparados por el artículo 8 de la Convención Europea de Derechos Humanos.

La decisión era muy esperada en momentos en que la frontera entre vida privada y profesional es cada vez mas tenue, y sobre todo porque emanando de esta Gran Cámara sienta jurisprudencia para los 47 países miembros del Consejo de Europa.

La CEDH fue solicitada por Barbulescu, ingeniero rumano de 38 años, que fue despedido cuando su jefe constató que había utilizado la mensajería de la empresa con fines personales, infringiendo así el reglamento interno. La justicia local se había pronunciado a favor de la empresa justificando la posición de sus superior.

La Confederación Europea de Sindicatos estimaba que el despido era una medida desproporcionada, recomendando medidas graduales como una advertencia previa, con la decisión de este martes la Corte Europea de derechos Humanos pareciera haberla escuchado.

Comparte esto:

Deja un comentario